7 de noviembre de 2012

Martín y fin.

Sin más que decir, y sin tampoco poder decir más, el veranillo pasó, el de San Martín, el que dura tres días y llega a su fin. Como todo buen fin.